Celebración de Don Bosco en Camaguey

Los encuentros deportivos y las veladas culturales juveniles, son una tradición en la Parroquia Nuestra Señora de la Caridad de Camagüey,  en las fechas en las que recordamos a Don Bosco, el Santo de la Juventud. Muchas fueron las sorpresas en esta ocasión…

Para comenzar un triduo cargado de pura espiritualidad salesiana, con su centro en las celebraciones eucaristías animadas por diversos grupos de la Familia Salesiana que están presentes en la comunidad. El viernes 30 en la noche, los jóvenes, juveniles y adolescentes de las diferentes comunidades hicieron gala de sus talentos y dones. Momentos claves de la vida de Don Bosco fueron llevados a escena; música, poesía, audiovisuales…, una noche de gfdgfgbencuentro y regocijo. En la tarde del sábado 31, en el Oratorio de la comunidad de San Vicente, se dieron cita más de 200 niños de las diferentes capillas y  de la parroquia, también las comunidades sin templo se hicieron presentes para gozar de una tarde al estilo salesiano, con juegos y  premios, y sobre todo  con la mejor de las festividades, la Eucaristía. Para la noche una  linda sorpresa, la celebración Eucarística fue presidida por  nuestro  Excmo. Monseñor Bruno  MUSSARÓ,  Nuncio Apostólico en Cuba,  quien en su homilía hizo referencia a la gran figura de Don Bosco, a su estilo educativo, su espiritualidad, y motivó de modo especial a sus hijos, los SDB y las FMA,  a continuar hoy sirviendo a Dios en  favor de la juventud, también animó a los jóvenes allí presentes a seguir siendo protagonistas de su historia, y a confiar en María como Don Bosco; una vez más ADCOR, con su música, animó a la oración  durante la celebración. Al día siguiente  Monseñor Bruno presidió también la eucaristía dominical en la comunidad de la Capilla Don Bosco, la cual  celebraba su fiesta patronal y para cerrar las festividades de esa jornada, las Hijas de María Auxiliadora acogieron en casa a Monseñor  Bruno y a los SDB para un fraterno almuerzo.

¡Don Bosco vive entre nosotros, en cada uno de esos hijos e hijas suyas que respondiendo al llamado recibido de Dios viven  su carisma y siguen  formando  en nuestro suelo “Buenos cristianos y honrados ciudadanos”!

About the Author:
Llegamos al país en el 1937, para la educación y evangelización de los jóvenes
Posted in Noticias de vida